Te convertirás en lo que estudies y practiques a diario.

Te convertirás en lo que estudies y practiques a diario.

Conversando con dos de sus compañeros de trabajo, que terminaron la carrera de medicina con notas excelentes, dijo sentirse afortunado por la ayuda que podían prestar.  Tenerlos tan cerca, en el día a día, era un verdadero lujo.

Uno de ellos dijo que una cosa era terminar la carrera de medicina, incluso con notas brillantes, y otra muy diferente ejercerla. El auténtico médico consigue que converjan ambas lineas y esto mismo era aplicable a cualquier otra disciplina.

Los estudios universitarios dan el título. De poco más sirve, si después no continuamos estudiando, profundizando y aplicando dichos conocimientos.

Ser médico es una forma de vida y no lo seremos si no la ejercemos. Nos faltará esa otra parte fundamental que solo puede dar la experiencia directa y diaria.

Cuando estudiamos un idioma y no lo practicamos, poco tiempo después seremos incapaces de seguir una conversación y con el tiempo acabaremos por olvidarlo casi todo.

Estudiar psicología no nos convertirá en psicólogos ni estudiar una carrera artística en artistas sin ese otro ingrediente fundamental que es la praxis. Y poco importa que estemos hablando de estudios de carácter reglado o de aquellos que hoy no son aceptados por la oficialidad.

Por estas razones todo parece indicar que nos convertimos, además de lo que estudiamos, en aquello que ejercemos a diario.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: