Nadie sufre por amor, lo que hace sufrir es el querer

Nadie sufre por amor, lo que hace sufrir es el querer

“Te amo” – dijo el principito…

-“Yo también te quiero” – dijo la rosa.

-“No es lo mismo” – respondió él…

“Querer es tomar posesión de algo, de alguien. Es buscar en los demás eso que llena las expectativas personales de afecto, de compañía…Querer es hacer nuestro lo que no nos pertenece, es adueñarnos o desear algo para completarnos, porque en algún punto nos reconocemos carentes.

Querer es esperar, es apegarse a las cosas y a las personas desde nuestras necesidades. Entonces, cuando no tenemos reciprocidad hay sufrimiento. Cuando el “bien” querido no nos corresponde, nos sentimos frustrados y decepcionados.

Si quiero a alguien, tengo expectativas, espero algo. Si la otra persona no me da lo que espero, sufro. El problema es que hay una mayor probabilidad de que la otra persona tenga otras motivaciones, pues todos somos muy diferentes. Cada ser humano es un universo. Amar es desear lo mejor para el otro, aún cuando tenga motivaciones muy distintas. Amar es permitir que seas feliz, aún cuando tu camino sea diferente al mío. Es un sentimiento desinteresado que nace en un donarse, es darse por completo desde el corazón. Por esto, el amor nunca será causa de sufrimiento.

Cuando una persona dice que ha sufrido por amor, en realidad ha sufrido por querer, no por amar. Se sufre por apegos. Si realmente se ama, no puede sufrir, pues nada ha esperado del otro.

Cuando amamos nos entregamos sin pedir nada a cambio, por el simple y puro placer de dar. Pero es cierto también que esta entrega, este darse, desinteresado, solo se da en el conocimiento. Solo podemos amar lo que conocemos, porque amar implica tirarse al vacío, confiar la vida y el alma. Y el alma no se indemniza. Y conocerse es justamente saber de vos, de tus alegrías, de tu paz, pero también de tus enojos, de tus luchas, de tu error. Porque el amor trasciende el enojo, la lucha, el error y no es solo para momentos de alegría.

Amar es la confianza plena de que pase lo que pase vas a estar, no porque me debas nada, no con posesión egoísta, sino estar, en silenciosa compañía. Amar es saber que no te cambia el tiempo, ni las tempestades, ni mis inviernos.

Amar es darte un lugar en mi corazón para que te quedes como padre, madre, hermano, hijo, amigo y saber que en el tuyo hay un lugar para mí.

Dar amor no agota el amor, por el contrario, lo aumenta. La manera de devolver tanto amor, es abrir el corazón y dejarse amar.”

-“Ya entendí” – dijo la rosa.

-“No lo entiendas, vívelo” -dijo el principito.

Antoine de Saint-Exupéry —

5 Comentarios

  1. Matías 4 años hace

    esto tan hermoso no forma parte de El Principito y no es de Antoine de Saint-Exupéry, es una adaptación basada en el libro 🙂

  2. Él amor es muy bello pero aveces hace sufrí

  3. mm 3 semanas hace

    son unos tarados segun ustedes entonces tenes q dar de todo a la persona y nunca esperar nada idiotas eso seria en elcontexto de amar al projimo pero en pareja como no vas a esperar algo de la otra parte o keres q es lo smismo pelotudos

  4. Luis David Florez 7 días hace

    Recupere a su ex amante con los hechizos de amor del Dr. John porque acabo de recuperar a mi ex esposa con sus hechizos de solución de amor. Solo las personas serias que realmente necesitan ayuda pueden whatsApp: +971528657959 o enviar un correo electrónico a: doctorjohn909@gmail.com para una solución urgente

  5. Alicia 7 días hace

    Finalmente estoy feliz de que mi vida haya regresado después de varios años de matrimonio roto desde que mi esposo me abandonó. Sentí que mi vida había terminado, casi me suicido. Hasta que un día, cuando buscaba una solución en Internet. Vi muchos testimonios sobre el Dr. John, muchas personas testificaron cómo él trajo a sus amantes, algunos testificaron cómo los ayudó con sus problemas de infertilidad, curaron el cáncer y otras enfermedades, algunos testificaron que conjuró un hechizo para detener el divorcio, etc. . Más tarde encontré un testimonio particular, que me hizo escribirle a este médico espiritual, era una mujer llamada Rosie, que dio testimonio de cómo la espiritualista trajo a su ex amante en el espacio de tres días, cuando terminó su testimonio, ella dejó caer la dirección de correo electrónico del doctor espiritual. Tan desesperado como estaba, después de leer esos testimonios, decidí contactar al Dr. John por correo electrónico (matrimonio.de.solutio@gmail.com) y expliqué mis problemas. Después de hacer todo lo que me dijo, tres días después, mi esposo regresó y me suplicó que lo perdonara.
    Hoy vivimos felices juntos y mi esposo se ha convertido en un hombre nuevo. Todo gracias al doctor espiritual John por restaurar mi alegría otra vez.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: