Oficios imaginarios

¡Compártelo!Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInDigg thisEmail this to someoneShare on Tumblr

Según Freud, la felicidad consiste en realizar un sueño infantil. Los niños suelen decir: “Cuando crezca seré y haré tal o cual cosa”. Esos planes quedan registrados en el inconsciente y toda la vida nos acosan, transformados en deseos de hacer algo extraordinario e imposible. Sunergidos en la masa de ciudadanos, ansiamos ser diferentes, ser otra persona que el adulto en el que nos hemos convertido. Aconsejo al consultante entonces:

Imprimir tarjetas de visita con su nombre más un oficio imaginario que traduzca su ideal infantil. El poeta chileno Vicente Huidobro se definía como “Anti-poeta y mago” Siguiendo este consejo, un psicoanalista se definió como “Limpiador de sombras”. Otros consultantes han estampado bajo su nombre oficios imaginarios como “Profesor de invisibilidad”, “Hipnotizador de piedras”, “Levantador de moral”, “Fabricante de alas”, “Vendedora de vacío”, “Liberadora de bonsais”…

Alejandro Jodorowsky, Manual de psicomagia

Imagen de Liener Guerra

19 comments

  1. Estrella

    Gracias por esta entrada tan linda y útil.

    Comparto un sueño infantil: estamparé una tarjeta con lo que quería ser de mayor, “inventora de espejos parlanchines”…

    Pero lo de liberar bonsais me ha llegado al alma.

    Saludos.

  2. hilde

    yo queria ser actriz para vivir muchas vidas.Tambien pensaba que los animales merecian un cielo donde ir,queria ser cuidadora de animales.Ya pensaré que escribir en mi tarjeta

  3. Klaus

    Wauuuu me encantó esta idea o acto de psicomagia… Lo pondré en práctica, desde hoy pondré:
    Claudia Aceves Kláusula
    Escritora
    Sanadora Universal
    Ángel de Fuego
    Y pensaré en algunas otras que deseaba de niña y que deseo hoy (que ya no soy tan niña jijiji) Besos…
    Con Amor: Klaus: La Profeta y mensajera del amor…

  4. Eleonora

    Me gusta esta entrada porque regreso a la infancia, compartimos cositas que en realidad cuando creces a casi nadie le importa. ser adulto en concepto es parar de soñar o de desear cosas, es la edad en la que tienes ya que haber realizado tu sueño. A mi me gusta preguntarle eso a los adultos que considero en realidad como a niños, muy pocas personas me han transmitido ser adultas, realmente pocas.

    Les voy a decir lo que queria ser: Bailarina (como mamà) o doctora (como abuela), lo primero ya lo hice pero no es lo mìo.

    Luego de mayorcita pensé en ser escritora y monja, o sea una monja escritora, ya me gustaba estar siempre en casa, el desamor del mundo me inquietaba….Dios..etc. Expuse la idea de ir a un convento y me gané un buen regañon muy feo feo.
    Y una vez en la escuela, estamos estudiando un texto de Sor Juana Inés de la Cruz y el profe contò que su pasiòn por el estudio, por Dios era tan grade que cortò sus trenzas (en signo de sacrifio, de ofrenda, supongo), y yo pensé, “por fin alguien que me entiende”… fue después que me hice bailarina por un tiempo y que abandoné mis estudios de literatura…
    Pero amiguitos, la buena noticia que les tengo es que mi vocaciòn auténtica no tuve ni que soñarla porque la practiqué toda mi vida, nacì Madre y tengo el don de alentar, dar esperanzas y devolver sonrisas olvidadas y en mi carta de visita pondrìa con toda la humildad que ello lo requiere:
    profesiòn “Madre Universal” ;-)
    Ah, retomé la literatura ;-)

  5. esther saenz

    Siempre he querido escribir un libro, gracias por esta gran idea ,la pondre en practica,les deseo a los demas que logren lo que escriban en su tarjeta.besos

Escribe un comentario

Puede usar HTML:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Current ye@r *