No se puede ser un discípulo eterno

No se puede ser un discípulo eterno

-¿Por qué? si tengo el mejor maestro –Dijo el eterno aprendiz.

-Es muy sencillo. El maestro es un guía que te acompaña durante un breve tramo del camino. Después, una vez te ha transmitido lo que sabe, se aparta para que puedas continuar por tu cuenta. El sendero de la vida es largo, en el te encontrarás con otros muchos maestros. Y por supuesto con el más importante, el que llevas dentro.

-¡Pero yo no quiero apartarme!

-Si es un buen maestro se dará cuenta, y sin dudarlo ni un instante te apartará sutilmente o de un puntapié si es necesario.

-¿Y qué hago?

-Ahora ha llegado el momento de buscar tu propia luz. Nada puede crecer bajo la sombra de un gran árbol.

A %d blogueros les gusta esto: