En el estómago se expresan los miedos. ¿Por qué tragarnos aquello que sabemos que no vamos a poder asimilar?

En el estómago se expresan los miedos. ¿Por qué tragarnos aquello que sabemos que no vamos a poder asimilar?
Afrontó a una situación que le generaba miedo, aquello suponía hacer algo que no deseaba. Sin embargo dijo: “¡El deber es lo primero!”
Había leído que los problemas se “digieren” en el estómago… ¿Cómo evitar que el estómago se cerrara y que finalmente acabara vomitando lo que no podía asimilar? El lenguaje popular lo deja muy claro en expresiones como: “No digiero esta situación bien”, “tal persona me da nauseas”, “se me levanta el estómago cuando veo eso”…
Atendamos a sus sabias señales, es un aliado cuya inteligencia no funciona con la razón sino con la intuición. Nos ofrece pistas sobre todo aquello que debemos tragar, digerir y asimilar en la vida.

 

3 Comentarios

  1. Juan 2 años hace

    Ayuda! No me quedo muy claro esto 🙁 He sufrido mucho de mi guatita últimamente, también de mis intestinos, qué es exactamente lo que debo hacer? Darme el tiempo de digerir cosas que me dan miedo?

  2. Vanessa Fuica 2 años hace

    Hola. Me encanta esta página y de verdad que me sorprenden muchos de sus artículos.
    Tengo 22 años y me detectaron una heria al hiato, no es algo grave pero hace que me duela el estómago todo el día… todos los días y me encantaría re programar mi cerebro con algo que me ayude a disminuir el dolor. He dejado muchos alimentos pero eso igual me provoca angustia. Estoy en mi peso normal.

    • Autor
      Paco Bou 2 años hace

      Esto es lo que dice Joman Romero. Autor del libro CONOCERNOS ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad? A ver si te resuena alguna cosa:

      En muchas ocasiones se produce porque el cardias (mecanismo esfinteriano que existe entre el esófago y el estómago) no funciona correctamente y parte del contenido ácido del estómago pasa al esófago, cuya mucosa no está preparada para el pH ácido de este líquido gástrico y hace que se produzca el reflujo gastro-esofágico. Otras veces además hay un paso de parte del estómago hacia la cavidad torácica, que se denomina hernia de hiato. Las personas que dejan el cardias medio abierto lo hacen esperando que entre más amor (alimento físico es el equivalente simbólico al alimento espiritual) a sus vidas. Dejo la puerta abierta porque “estoy esperando afecto, cariño, ternura, quiero recibir el amor de los demás. Nunca tengo bastante.”

      En los casos agudos y ocasionales de reflujo gastro-esofágico debemos indagar si hemos sufrido alguna contrariedad afectiva reciente en el seno de la familia. “Quiero más y mejor alimento que el que he recibido, estoy abierto al reconocimiento de mi familia”.

      Un saludo 😀

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: