Cuando el embarazo está prohibido

Cuando el embarazo está prohibido

Mónica no pudiendo ser inseminada, consulta:

Necesito de sus consejos porque no me estoy sintiendo feliz. Estuve embarazada en 2 oportunidades, la primera en el 2007 y la otra en el 2008. En ambos años fui intervenida quirúrgicamente para interrumpir el embarazo por estar fuera del útero primero en una trompa y luego en la otra, y desde ahí los estudios y controles correspondientes ( mi marido también) y todo es normal. Embarazo ectopico, así se llama. El espermatozoide se encuentra con el óvulo, lo fecunda, pero este no avanza hacia el utero: por alguna cuestión se queda en el “camino” y empieza a desarrollarse en las trompas. Cosa que nadie resuelve. Estoy enojada conmigo y a veces con Dios porque no entiendo esto que me pasa. En enero del 2009 eché a mi esposo de mi casa, me fui con otro para “cambiar de vida”. Muy estúpido lo mío, negar el amor que siento por él y no aceptarlo tal cual es. Sucedió así mi castigo: el tuvo un romance sin cuidarse y ella quedó embarazada, meses después yo volví con él y ella a nosotros con su flameante noticia ………el iba a ser papá. El bebé hoy tiene un año y yo sigo con él en la búsqueda de nuestro hijo. ¿Entiende mi tristeza? ¿Qué hago? Necesito de su ayuda, unas palabras, algo que me apuntale o me guié. Me siento perdida.

ALEJANDRO JODOROWSKY RESPONDE:

Querida Mónica, comprendo tu tristeza. Voy a tratar de ayudarte aquí, a riesgo de equivocarme enormemente. Te pido indulgencia si es así: por email es difícil formarse una idea exacta del consultante… En el tipo de problema que padeces, siempre se llega al accidente, por desobedecer a un deseo o a una orden. Alguien te prohibe embarazarte normalmente. Ese alguien es tu padre. (Comprende que esto se produce en el terreno inconsciente). Para ti embarazarse es, metafóricamente, realizar el incesto deseado con tu padre. Casi todas las niñas sueñan con ser novias de su padre, casarse con él y darle hijos. Este deseo puede quedar agazapado en el olvido, pero sin desaparecer. No es tu marido el causante del embarazo ectópico, eres tú. El que se queda en el camino no es el espermatozoide el que falla, es el óvulo quien decide no avanzar hacia el útero. Por favor, deja a un lado las defensas y trata de comprender: Tu deseo inconsciente es que sea tu padre el que te insemine. Luchando contra el esperma de cualquier otro hombre, impides la buena realización del proceso de gestación… Si lo que te he dicho resuena en tu espíritu y te parece acertado, realiza este simple acto de psicomagia: viste a tu marido, (tal como se viste a un niño), con ropas de tu padre o en su defecto con una fotografía grande de tu padre en el pecho de él (impresa en una camiseta), y hagan el amor. En el momento del orgasmo (si no lo tienes, imítalo), exclama el nombre de tu padre. Si tu marido ha portado ropa de tu padre, regrésasela por correo a él habiendo sido limpiada. Si está muerto, deposita el paquete en su tumba. Si es una camiseta, entiérrela después y plante sobre ella una mata de flores… De esta manera, abierta y simbólicamente, aceptarás el incesto y obtendrá el permiso de realizarlo, gracias a la participación de tu marido. Es posible entonces que quedes encinta normalmente. Recemos todos por ello